Favorable revisar la ley para evitar la “puerta giratoria” en el nuevo sistema de justicia penal: gobernadora

cpa-delincuentes

En opinión de la gobernadora Claudia Pavlovich Arellano, la ley que se inscribe en el nuevo esquema de justicia penal, es perfectible y debe ser reformada para evitar beneficios hacia los presuntos delincuentes.

Dijo que algo se tendrá que hacer para evitar lo que se le llama “puerta giratoria”, en referencia a que algún detenido ingresa por una puerta a instancias judiciales, y sale por otra porque no se le pueden fincar responsabilidades al no ser detenido infraganti, por ejemplo.

“Entran por una puerta y salen por la otra, lo que no depende de nosotros, lamentablemente, y tendremos que hacer algo al respecto; reformar, para mi punto de vista, y también como abogada; no es posible que se presenten amparos, amparos y amparos y solo aquel que tiene recursos y mucho dinero, puede tener una vida tranquila”.

Consideró positivo que en el Congreso se propone revisar la Ley de Amparos, y quizá calificar de graves los delitos de los servidores públicos, pero también ver lo referente a los criterios de los juzgadores.

En ese punto, se refirió la situación de quienes hoy son exfuncionarios estatales y recordó que en su discurso de toma de protesta como gobernadora, aseguró que quienes habían timado la confianza de los sonorenses, no vivirían en tranquilidad.

“Y se los cumplí. Prometí que no iban a estar tranquilos quienes fallaron a los sonorenses, y no lo están: algunos andan huyendo otros con amparos, y tranquilos no están disfrutando de lo que se llevaron y yo creo que eso también es justicia de alguna manera”.

Claudia Pavlovich Arellano indicó que ella seguirá en su labor de reconstruir al estado en todos sus temas y sectores, para continuar recuperando la confianza de los sonorenses.

Por otra parte compartió su satisfacción porque una empresa minera, sin especificar, donó 25 millones de pesos en especie para que ayuntamientos como Sahuaripa, Arivechi y otros, cuenten con unidades recolectoras de basura de primer mundo, así como una unidad deportiva con pasto sintético también en Sahuaripa, lo que consideró un reflejo de la confianza recuperada en su gobierno, por parte de inversionistas y de los mismos sonorenses.