Vigilará la Contraloría del Estado que no se desvíen recursos del erario para campañas políticas

Los funcionarios públicos en el ámbito estatal no tienen que participar en ninguna campaña política, ni a favor o contra de algún proyecto particular o candidato, sentenció el secretario de la Contraloría en Sonora, Miguel Ángel Murillo Aizpuro.

El funcionario dijo que la dependencia trabaja en coordinación con la autoridad electoral del estado y en la lectura constante de la Ley de Responsabilidades, para delimitar sus acciones.

 

“Advertidos todos y nadie saldrá libre de la sanción correspondiente  en caso de desacatar esa instrucción de la gobernadora y los términos del convenio establecido con la autoridad estatal electoral”, dijo.

 

Murillo Aispuro indicó que cada funcionario tiene sus derechos ciudadanos a salvo, pese a ser un servidor público las 24 horas del día, lo cual no tiene por qué, insistió, afectar su trabajo o hacer que la influencia, por modesta que sea en sus respectivas atribuciones, pueda incidir por alguna persona en particular.

 

Dijo que la contraloría no puede impedir que alguna persona, sábados o domingos participe en alguna actividad, en su calidad de funcionario, pero se cuidará que no se confunda una actividad con la otra o se inviertan recursos públicos del estado o de los sonorenses en esas acciones no programadas por la instancia correspondiente.

 

Destacó que las sanciones a las que se hará acreedor, quien incumpla con esa normatividad, son diversas, van desde una amonestación hasta la inhabilitación y despido como servidor público.